15.5.06

Huevera 2410


[comprada por mjfuster, Bruselas, abril 2002] Huevera de plástico azul translúcido compuesta por el receptáculo destinado a acoger el huevo pasado por agua y la prolongación de uno de sus bordes, que se dobla perpendicularmente luego para crear otro punto de equilibrio y garantizar así la estabilidad del receptáculo. Fue comercializada de cuatro en cuatro en cajas de plástico transparente. La presente, en concreto, fue distribuida por una de las tiendas belgas del grupo Trendhopper, aunque la empresa productora del modelo es la compañía neerlandesa Present Time, para quien se fabricaron en Taiwán. Present Time produce un amplio abanico de productos, algunos más útiles que otros, y de su catálogo cabe destacar este otro modelo de hueveras, por ahora ausente de esta colección, y esta caja para llevar bocadillos, que quien escribe estas líneas recibió una vez de regalo de cumpleaños. [huev2410]

4 comentarios:

ohm dijo...

pues yo que quieren que les diga pero esas a las que hacen referencia y que no tienen son como tiestos de minicactus. ¿qué parámetros se siguen entonces para considerar o no un minitiesto una huevera?

desiree dijo...

muy buena pagina
desiree
Canarias
xiki_bonita19@hotmail.com

lahuev dijo...

querido ohm,

tal y como hemos tenido ocasión de comentar varias veces, los parámetros para determinar si un objeto es o no es huevera son múltiples.

uno de dichos parámetros es la voluntad de su creador y de la empresa que lo comercializa: si quien crea algo considera que ha creado una huevera, y, encima, el objeto en cuestión sirve realmente para consumir huevos pasados por agua, creemos que el objeto puede considerarse, en efecto, una huevera.

en el caso del que habla, puede observar que la empresa que comercializa esas hueveras las vende como tales, y las fotografía con huevos, así que para nosotros eso es prueba suficiente.

el hecho de que a usted, o a alguien, esas hueveras le evoquen un minitiesto, o un vaso, o una nave espacial, o lo que sea, no es obstáculo para que, a pesar de todo, sean hueveras.

Anónimo dijo...

Hola Dani, somos Nacho y Astrid. Quién me iba a decir que iba a conocer a un coleccionista de hueveras... ( no lo hubiese pensado nunca). Pero después de ver vuestro blog, necesito sentirme parte de esto. A partir de ahora, cuando vaya de viaje (y si me acuerdo je je), buscaré una huevera para poder compartir esta afición con vosotros. ¡¡ Que vivan las hueveras!!
Besos guapo.

P.D.: Nacho me apoya en este comentario.. ja ja ja ja...